martes

SIMO: La crisis apuntilla a un enfermo renqueante

Tras 47 ediciones, el anuncio de que SIMO’08 no se celebrará ha caído como jarro de agua fría. Muchos diremos que ha sido “la crónica de una muerte anunciada”, incluido Loogic. Pero a pesar de ver reducido un 50% su tamaño, pocos imaginábamos que lo cancelarían.

El director general de SIMO, Santiago Quiroga, ha declarado a EFE que la suspensión ha sido una decisión "difícil y necesaria" pero que la salida de las grandes empresas hacía peligrar la rentabilidad del SIMO para los expositores que se quedaban.

En realidad, las ferias expositoras hace tiempo que han perdiendo su sentido. Como herramienta de marketing se han quedado desfasadas y como herramienta para relacionarse con los resulta cara, obsoleta e ineficaz.

Quiroga también manifestó su confianza en el futuro del SIMO y dijo que están trabajando para ofrecer a las empresas la feria que necesitan, pues según él, el modelo ferial sigue vigente como factor dinamizador del sector aunque las ferias ya no se pueden medir en volumen de metros sino en utilidad para el sector y deberán evolucionar de cara a las nuevas necesidades.

Desde luego, para establecer contacto con el canal de distribución, proveedores, partnets y competencia, hace ya tiempo que dejó de ser útil. Quedaba el reducto del consumidor. Pero pensar que en plena era online una empresa puede gastarse cientos de miles de euros en una feria; cuando la mayor parte de ese público objetivo tiene móvil y acceso a Internet y se puede acceder a él de forma mucho más personalizada, barata y eficaz, es cómo mínimo ir contra corriente.

Aún así, nunca está de más en análisis y si de ahí surgen nuevas visiones y soluciones, bienvenidas serán.

Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal